jueves, 9 de diciembre de 2010

Domingo en Portofino





Por suerte, no confié para llegar hasta allí ni en AENA ni en sus desquiciados controladores. No sé si será el estrés o lo raro del trabajo o de ganar sueldos inasequibles al resto de trabajadores por cuenta ajena (ya que discuten ser empleados públicos, esto no lo negarán). Pero si queréis alucinar leed este blog. No veo que esta señora controladora ande tan corta de tiempo para sus cosas como dice. Yo no podría con mi vida normal, y no dedicándome a nada más, ni leer todos los comentarios que ella lee y contesta.

En fin, que teniéndolos providencialmente sometidos a control militar (los militares, lo han demostrado, saben mantener la calma y hacerla mantener en situaciones de histeria colectiva), prefiero recordar ahora la sensación del pasado domingo en Portofino, hasta donde nos llevó a mi familia y a mí nuestro humilde y noble (por fiable) Seat.

Había estado lloviendo todo el día, pero en ese momento escampó. Serían las 20.30. No había nadie más, ni un alma, en todo el pueblo. A veces la vida sabe compensarte con largueza por los sinsabores absurdos que la insensatez humana te inflige.

Abrazos.

12 comentarios:

Pilar dijo...

Al menos el viaje mereció la pena. Tranquilidad absoluta, por lo que parece. Lorenzo, no dejes que los controladores aéreos empañen ese recuerdo.

Alfonso Martín Erro dijo...

La vida es así, a veces madre y siempre madrastra, como decía la canción de Ana Belén. Uno tiene que empeñarse en ver lo bueno que te da y tratar de olvidase de los malos momentos. El viajar en avión tiene muchas ventajas, pero por desgracia no pocos inconvenientes, técnicos, ambientales y humanos. Esta imagen que muestras es una buena "mora verde" que quita la mancha de este conflicto aéreo entre el gobierno y el colectivo de controladores aéreos españoles.

Ya a toro pasado, y viendo las cosas con un poco de calma yo también, Me queda una reflexión que todos los que me preguntan por el tema están de acuerdo:

Cuando uno defiende su razón con malas formas, automáticamente la pierde. Esta gente actuó estúpidamente, movidos más por lo que sucedió en Bélgica este verano que por lo que el ministerio ya les estaba advirtiendo. Y en lugar de ganarse a la opinión pública del modo que fuera, tiraron por lo fácil y como siempre hicieron pagar a quienes menos culpa tienen. Igual que en el metro de Madrid. Igual que en Asturias este verano, cuando los mineros cortaron la carretera. Siempre paga el ciudadano de a pie, y los contendientes nunca salen perjudicados. Por cierto, que todo lo que ha sucedido me recuerda el año 1976, cuando los militares del extinto cuerpo de ferrocarriles tuvieron que conducir el metro como consecuencia de una huelga. En aquella ocasión también dieron la talla. Sin embargo, creo que se ha sentado un mal precedente.

Un abrazo para tí también y espero que disfrutaras del resto de tus vacaciones.

sunset dijo...

esta tipa tiene tanto tiempo libre para escribir en su blog, como dices, porque está de baja.

infórmate.

pdro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Silva, Lorenzo dijo...

¿Baja? ¿Qué es eso? Yo soy autónomo, trabajo sano o enfermo.

Y la verdad, quien aprovecha su baja para agredir tanto y a tantos no despierta demasiado mi solidaridad.

Ah, y a sus trolls. Críticas, las que queráis. De leer insultos necios y zafios eximiré a mis lectores, que me importan más que vosotros. Nunca había censurado comentarios, pero si he de empezar a hacerlo, lo haré.

Pensad que quedamos algunos para los que la forma de argumentar las posiciones vale tanto como las posiciones mismas. No sé si somos mayoría o minoría, pero aún no hemos desaparecido del todo.

pdro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
pdro dijo...

¿Desde cuándo es lo mismo la forma que el fondo?

En fin. Yo venía a borrar lo mío.

sunset dijo...

¿baja? ¿qué es eso?
pues estar de baja significa estar incapacitado para desempeñar tu trabajo. por eso tiene tanto tiempo libre, porque no va al trabajo.

¿a qué tanto y a quiénes tantos ha agredido esta tipa? ¿no será ella y sus colegas de trabajo los que están siendo vilipendiados por el 99% de la población? (a mi juicio, totalmente desinformada, de ahí el linchamiento)

si te pilló el conflicto en un aeropuerto, lo siento. pero no tiene mucho sentido apuntar hacia ellos como únicos culpables del asunto. todavía tienes mucho que leer para desdecirte. ánimo, rectificar es de sabios.

Silva, Lorenzo dijo...

Que sí, Sunset, que las víctimas son ellos y los agresores los 600.000 que nos quedamos tirados.

Sí es que es obvio, para quien tiene sabiduría.

sunset dijo...

eduardo no tergiverses, por favor. este conflicto no va de blanco o negro. los ciudadanos que no pudieron volar no son los culpables; aunque gracias a la manipulación de la información con la que han/hemos sido bombardeados, han apuntado sus miras exclusivamente hacia los controladores aéreos, cuando el problema de fondo viene de AENA y el ministerio de fomento (por tanto, el gobierno).

no te veo mucho interés en profundizar y preguntarte los porqués de haber llegado a esta situación, y para ser un escritor, la verdad, me sorprende esta actitud. si eres parte del rebaño y te encuentras cómodo así, pues nada.

¿te suena lo de contrastar la información?

Silva, Lorenzo dijo...

¿Eduardo? ¿Dónde?

Contrasto la información, en su megafuente disponible en la red. Y no me convence, qué quieres que te diga, como tampoco me convence el ministro (y ya lo escribí hace bastantes meses).

Así que por favor, si quieres hablar de rebaños, mejor acude a algún blog agropecuario.

sunset dijo...

jeje perdona lorenzo, un lapsus.

para mí los principales culpables de haber llegado a esta situación son los de arriba: los controladores son clase obrera, aristocracia obrera si quieres, pero los que van de cuello blanco, corbata y toman las decisiones son los directivos, a los que nadie mira porque las cámaras, los focos, y las plumas de los medios de información se han centrado en los controladores.

si el ministro no te convence me parece muy bien. él tiene más culpa que los controladores a los que acusa de chantajear al pueblo, cegando a la opinión pública con salarios infames, y menospreciando la seguridad en los vuelos a costa de sacar más tajada en los beneficios. y es que si un controlador aéreo tiene que tener unas condiciones de trabajo "especiales", con más descansos y menos horas seguidas que un trabajador de otro sector, es por el bien de su desempeño. y si esto deja de hacerse es atentar contra la seguridad aérea, se ponga como se ponga quien quiera.