sábado, 17 de enero de 2009

Desierto





No sé por qué hoy me apetecía recordar esto. Es una entrada de diccionario que escribí hace tiempo. Un encargo. A veces los encargos te dan que pensar. Y eso es bueno.

Desiertom1. Lugar generalmente libre de presencias humanas casuales. 2. Espacio donde claman por lo común aquellos a quienes asisten la razón y la justicia. 3. Destino frecuente de aquellos a quienes la justicia o la razón dejan de asistir. 4. Paraje donde los zorros acreditan su astucia, los espejismos su belleza, las rosas su perennidad. 5. Retiro donde acaban viviendo, si es que alguna vez salieron de allí, los espíritus puros.

La imagen de arriba es de la playa de Sidi-Dris, en el Rif marroquí. Les dirá algo a los lectores de El nombre de los nuestros (espero). Quizá no sea el desierto según la idea convencional, pero allí no había nadie cuando fui. 



Seguramente la culpa de mi apego por el desierto la tiene el señor de la imagen que hay antes de estas líneas: Thomas Edward Lawrence. De él y de mi vínculo con él saben otros lectores, los de El cazador del desierto. Y de lo que es y hace el desierto, habla la imagen de abajo. La última que se conserva de Lawrence. Su cuerpo estaba para entonces lejos del desierto, pero su alma, como expresa su mirada, se había quedado allí. Es una de las fotografías de seres humanos más hermosas que conozco. Para vosotros.


 

7 comentarios:

Pedro de Paz dijo...

La fotografía de Sidi-Dris nos dice y mucho. En mi modesta opinión, El nombre de los nuestros es una de tus mejores novelas. Bueno, eso ya te lo he dicho en más de una ocasión.

Incomensurable la historia del auténtico Orens. ;-) Qué te voy a contar que tú no sepas.

Abrazos,
Pedro de Paz

Silva, Lorenzo dijo...

Gracias por la solidaridad, compañero.

By the way, algo que no te incomodará saber (creo): el otro día pude comprobar que el "El documento Saldaña" estaba en el lugar de privilegio de la librería de la zona de llegadas de la T4.

Así se va escribiendo la historia...

Abrazos
Lorenzo

Rubén dijo...

Y no sólo ahí. La librería del aeropourto de Bilbao (el más importante del mundo como es sabido) también lo tiene en lugar de privilegio.

Saludos.

Toni dijo...

Y en el nuevo catálogo del Círculo de Lectores. A ver si me lo traen pronto.

Un saludo!

Pedro de Paz dijo...

Excelente noticia, compañero. Gracias por la información. Me has alegrado el día. Por cierto, ¿te veo en BCNegra o no tienes algún otro compromiso para eass fechas?

Rubén, gracias por la info. Me alegra mucho estar presente en el aeropuerto más importante del mundo (y sus alrededores) :-D

Espero que disfrutes de su lectura, Toni.

Abrazos,
Pedro de Paz

SoL LuNaR dijo...

Estés donde estés, te encuentres donde te encuentres, cuando haya sed recuerda; siempre hay un esplendido oasis en tu interior.

A dijo...

Uf, el desierto... acabo de llegar de allí y es muy posible que un trocito de mi alma se haya quedado.
Abrazos